Performa

Performa

Menu
Ir arriba

1:02 pm

Los cuatro peores defectos del entrenador personal

Nuestro entrenador personal Guillermo Alvarado explica en Men´s Health cuales son a su parecer los cuatro peores defectos que puede […]

entrenadores personales en valencia

Nuestro entrenador personal Guillermo Alvarado explica en Men´s Health cuales son a su parecer los cuatro peores defectos que puede tener un entrenador personal

Este artículo perfectamente podría entenderse como las cuatro virtudes que todo entrenador personal que pretenda vivir de ello debería tener. Tan sólo debemos darle la vuelta a los defectos que se detallan. Después de 14 años viviendo delentrenamiento personal he llegado a la conclusión de que existen una serie de defectos, habituales por desgracia, que siempre van a perjudicar la carrera de un entrenador personal. Muchos pensarán que es mi forma de pensar pero debo admitir que observo en mí mismo bastantes de los defectos que a continuación describo por lo que parte de este post es también un ejercicio de autocrítica. Ha sido gracias a trabajar con profesionales mejores que yo que he llegado a darme a cuenta hasta qué punto el mercado (clientes) valora aspectos que muchos entrenadores personales “indignados” tardan años en darse cuenta y no es hasta este punto cuando empiezan a poder vivir realmente de ello. Los siguientes son los cuatro peores defectos del entrenador personal:

1.- NO ESCUCHAR AL MERCADO

Tal y como expliqué en el post titulado “La parábola de Sancho Panza”, y también como Alberto Chicote explicaba a una cocinera de mi ciudad esta misma semana, da igual lo que creas correcto a la hora de vivir de una profesión, el mercado manda y es él quien decide a qué profesionales admite y a quien expulsa. No le escuches, piensa que está equivocado y que sabes mejor que tus clientes potenciales qué les interesa, y seguramente te pasarás toda tu carrera buscando clientes que comulguen con tu forma de pensar indignado por cómo son las cosas. Aprende de aquellos que parecen ser mejor recibidos por el mercado, analízalos y, posiblemente, una vez hayas conseguido que el mercado te acepte, y te ganes la confianza de algunos clientes, podrás empezar a cambiar la forma de pensar de unos pocos.

Hay quien considera que el mercado debería regularizarse por ley. En todas las profesiones hay un movimiento que pretende lo mismo. Dejemos pasar unos años, hasta que los titulados en escuelas de cocina sobrepasen sustancialmente la demanda existente y empiecen a acumularse en el paro. También tratarán de que los mejores cocineros del mundo, la mayoría de ellos sin formación reglada o títulos oficiales, pero con el respaldo del mercado y la experiencia, se le impida ejercer por ley. La última reforma de la ley de colegios profesionales, aprobada ya en consejo de ministros en Agosto de 2013, elimina la colegiación obligada en la mayoría de profesiones reguladas hasta ahora y deja apenas unas pocas. Se habla incluso de la posibilidad de que un sector de los médicos no tengan la obligación de hacerlo. Si a esto le añadimos que una de las bases sobre las que se sustenta la Unión Europea es que cualquier profesional legitimado para ejercer un oficio en un país de la Unión debe poder hacerlo en el resto de países observamos que la tendencia va encaminada hacia la liberalización de los mercados y no al revés como ocurría en periodos más oscuros y grises de nuestra historia donde el estado ejercía un control mucho mayor sobre sus ciudadanos. No verlo y pretender cambiar esto es una utopía que, de no darse cuenta de ello, supondrá un desgaste innecesario para aquel que aspire a vivir del entrenamiento personal que, junto con la indignación provocada, tan sólo nos agotará y evitará que usemos esa misma energía para tratar de entender por qué personas a priori menos formadas parece que son mejor toleradas por el mercado. Ir en contra del mercado es como tratar de frenar una glaciación o la propia evolución y, tal y como decía Darwin, la especie que sobrevive no es la más inteligente ni la más capacitada, sino la que se adapta.

Lee el resto del artículo en el blog de Performa Entrenadores Personales para Men´s Health

Por Guillermo Alvarado, entrenador personal en Performa Entrenadores Personales en Valencia y autor del blog de fitness Men´s Health

PERFORMA ENTRENADOR PERSONAL · PERFORMA CONSULTING S.L. · Avda. de Aragón, 36 Bajo 46021 Valencia · Telf.: +34 960 078 914

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies