Performa

Performa

Menu
Ir arriba

¿Para qué sirven los cinturones de entrenamiento?

¿Alguna vez te has planteado la efectividad de los cinturones de entrenamiento? Nuestro entrenador personal en Valencia, Guillermo Alvarado, nos […]

Cinturones de entrenamiento

¿Alguna vez te has planteado la efectividad de los cinturones de entrenamiento? Nuestro entrenador personal en Valencia, Guillermo Alvarado, nos explica su verdadera utilidad y descubre si tiene alguna base científica. Un dato curioso es que en los inicios de PERFORMA cada cliente contaba con su propio cinturón de entrenamiento, pero con el paso de los años y tras mucha información, desechamos este producto excepto en casos muy concretos como facilitar la vuelta al entrenamiento o evitar la recaída de aquellas personas lesionadas.

A día de hoy la literatura científica relacionada con este tema es escasa, y más aún si nos centramos únicamente en aquellos estudios que incluyen muestras representativas y metodologías serias. Un informe publicado en 1994 por el NIOSH (National Institute for Occupational Safety and Health), indicaba que el uso de cinturones en el lugar de trabajo no disminuía el riesgo de lesión en personas que no se hubieran lesionado previamente, una idea que se vio contrastada en  un estudio más reciente (Wassell, 2000) tomando una muestra de 13.873 empleados de grandes superficies, donde en 89 tiendas se obligaba el uso de estos cinturones y se comparaba con otras 71 donde el uso era voluntario. ¿El resultado? No se observó diferencia en el diagnóstico de lesiones de espalda.

Respecto al cinturón de entrenamiento hay muchas opiniones diferentes, y es que hay quien también hay quien defiende que, gracias a que el cinturón aumenta la presión intra-abdominal, podría proteger la columna lumbar (Harman, 1989; Lunder, 1992), pero lo cierto es que ninguno llegó a calcular las posibles diferencias en fuerzas externas sobre la columna ni su carga compresiva. Aún así, se ha demostrado que el aumento de la presión intra-abdominal, ya sea provocada por los cinturones de entrenamiento o la maniobra de Valsalva, lejos de disminuir la compresión vertebral la aumentan (McGill & Norman, 1987; Nachemson, 1986).

Otro asunto sobre el que se ha teorizado es sobre cómo afectaría el uso de cinturones de entrenamiento a la actividad de los músculos flexores y extensores de la columna, defendiendo que si limitaban el rango de flexión/extensión de la columna también podría hacer que estos músculos trabajaran menos. Asimismo, también se ha demostrado que no es cierto y que la activación de estos músculos no cambia según se utilicen o no cinturones de entrenamiento o trabajo.

PERFORMA ENTRENADOR PERSONAL · PERFORMA CONSULTING S.L. · Avda. de Aragón, 36 Bajo 46021 Valencia · Telf.: +34 960 078 914

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies